Pablo BermudezPablo Bermúdez reúne credenciales académicas y de negocios como ejecutivo de empresas nacionales e internacionales. En estas posiciones ha estado a cargo de la expansión regional, gestión comercial, gerencia general, gerencia de sistemas, administración, operaciones, marketing y relaciones públicas. Estudió Ingeniería Industrial en la Universidad de Lima y Sistemas de Información en Cibertec, donde obtuvo el grado de Microsoft Certified Systems Engineer. Ha sido profesor de E-Business en el MBA de la Universidad San Ignacio de Loyola,  profesor de gobierno electrónico para la Organización de Estados Americanos (OEA), profesor de Branding y profesor de marca personal en el diplomado de marketing digital de la Universidad de Piura. También ha trabajado como consultor en tecnologías de la información para el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y ha asesorado en esta materia a dos ministros del gobierno peruano y dos primeros ministros.

Es miembro del Consejo Consultivo de las Facultades de Ingeniería Empresarial e Ingeniería de la Información de la Universidad del Pacífico. Es además Presidente de la Asociación de Visitantes Internacionales del Departamento de Estado de los Estados Unidos en Perú.

Es director Gerente General de Hashtag una de las más importantes agencias de marketing digital del país y Director y Gerente Comercial de la oficina peruana de Resultics, una de las más importantes agencias latinoamericanas de Performance Marketing y partner de Google, con oficinas en Buenos Aires, Miami, México y Lima.

Pablo es especialista en el diseño y gestión de estrategias comerciales y de reingeniería de negocios mediante el uso intensivo de herramientas de información y ha supervisado las áreas de sistemas de diversas organizaciones tanto públicas como privadas. Como gerente de sistemas ha administrado sofisticadas redes LAN y WAN de cientos de estaciones de trabajo y decenas de servidores. Su especialidad ha girado en torno a la venta, administración y gestión de sistemas de información e Internet con 20 años de experiencia. Desarrolló además soluciones de E-Business y consultoría de negocios en el mercado peruano y latinoamericano, varias de ellas premiadas.

Es reconocido en el medio por haber sido seleccionado por el entonces Primer Ministro del Perú, Dr. Roberto Dañino para crear la Oficina de Gobierno Electrónico e Informática (ONGEI) del Perú en el año 2002 donde trabajó con la entonces Secretaria de Gestión Pública, y experta en modernización del Estado, Verónica Zavala. Presidió la comisión que creó el portal del compras del Estado Peruano: Sistema Electrónico de Contrataciones y Adquisiciones del Estado.

Es también especialista en gestión pública habiendo ocupado importantes puestos relacionados al gobierno electrónico. Ha trabajado como Consultor en Gobierno Electrónico para AC-Pública, la división de Gestión Pública de APOYO Consultoría. Previamente se desempeñó como Asesor del Despacho Ministerial en el Ministerio de la Producción durante las gestiones de la Ministra Elena Conterno y el Ministro Rafael Rey. En ambos casos estuvo a cargo de asesorar a(la) Ministro(a) en materia de gobierno electrónico habiendo expuesto ante el Presidente de la República y el Consejo de Ministros nuevas propuestas para modernizar la gestión pública en el poder ejecutivo utilizando Tecnologías de Información.

Ha trabajado como consultor en Tecnologías de la Información, gobierno electrónico y Sociedad de la Información y realizado consultorías para diversas entidades públicas y privadas. Es autor de distintos estudios sobre Sociedad de la Información como el Libro Blanco de Ciudades Digitales de Iberoamérica, o los manuales del curso de gobierno electrónico de la OEA, así como el estudio para el BID, Digital Dividends: Empowering the Majority through ITC (IDB 2006) que se utilizan actualmente como material de Estudio.

Pablo Bermúdez
Director | Hashtag
Twitter: @pablober | @hashtagpe
Facebook: http://fb.com/hashtagPE
LinkedIn: http://pe.linkedin.com/in/pablobermudezmogni
Website: http://www.hashtag.pe

Qué es Digital Transformation y porqué las principales empresas la adoptan

922

Digital Transformation es una disciplina con algunos años ya, que busca transformar profunda, radicalmente y rápidamente a las empresas que han entrado al siglo XXI con la mentalidad, los procesos y los sistemas legados del siglo XX.

The real risk of innovation is not doing it

Es una respuesta inteligente, proactiva, metódica e integral que busca responder a los retos que presenta la hiper-economía potenciada exponencialmente por la revolución digital que vive el planeta como uno de los componentes fundamentales de la Cuarta Revolución Industrial.

Esta nueva realidad puede ser una gran amenaza para las empresas y países que se han quedado anclados una visión del mundo anclada en el siglo pasado sin notar que todo en su entorno ha cambiado y seguirá cambiando a un ritmo cada vez más acelerado. Se trata también de una hiper-cultura que transforma a las empresas de adentro hacia fuera. Algunas empresas están haciendo un enorme esfuerzo de adaptación mientras las más audaces, ágiles y visionarias se hacen protagonistas del cambio liderando la revolución digital.

Esta revolución es ya considerada “la más grande revolución de la historia de la humanidad” o lo que el World Economic Forum nombró en Davos, Suiza, el 23 de enero de 2016, como la Cuarta Revolución Industrial.

We stand on the brink of a technological revolution that will fundamentally alter the way we live, work, and relate to one another. In its scale, scope, and complexity, the transformation will be unlike anything humankind has experienced before. – World Economic Forum

Como respuesta a esta gran revolución tecnológica, humana y científica, se ha desarrollado la disciplina de Digital Transformation, pues eso es exactamente de lo que se trata: De una disciplina con diversos frameworks transformacionales (dependiendo de la consultora con la que se trabaje) que se fundamenta, a mi modo de ver, en los siguientes puntos básicos:

1.  Estudiar y entender a profundidad en qué consiste la Cuarta Revolución Industrial y como la hiper-economía digital (un subcomponente de la Cuarta Revolución Industrial) puede impactar positiva o negativamente sus empresas, su entorno, su business model e incluso y sobretodo la economía en la que operan.

2.  Comprender a cabalidad qué está sucediendo en el mundo y en nuestro entorno. Estudiar mucho, asistirse por una consultora especializada en el tema a fin de acelerar la transformación y que los líderes corporativos asistan a diversos programas de capacitación en la materia, particularmente los que se imparten en Silicon Valley como Singularity University.

3.  Cómo entienden que esta REVOLUCIÓN lo está cambiando todo: Cómo nos relacionamos, trabajamos, estudiamos, nos informamos, nos divertimos, tomamos decisiones y aprendemos, generamos valor y hacemos del planeta un mejor lugar para vivir, entre muchas otras.

4.  Aprender a desaprender. Lo más difícil de lograr es cambiar de mindset de la capa gerencial y el directorio. Esta fijación con su forma de ver el mundo es algo soberbia y se fundamente en sus éxitos pasados. Se basa en una cultura que ha dejado de leer su entorno, de leer las tendencias, que ha dejado de aprender y que se siente cómoda dentro de su zona de confort y donde está creciendo a tasas aritméticas cuando podría hacerlo de forma exponencial. El primer paso para aprender es saber que no sé.

What brought you here won´t get you there

5.  Aprender cómo las empresas que se están subiendo a estas ola (o más bien Tsunami) están logrando ventajas competitivas y crecimientos brutales, inimaginables apenas hace 10 años, con crecimientos exponenciales y valoraciones bursátiles previamente inconcebibles.

6.  Cómo estas empresas hiper-competentes e hiper-competitivas salen rápido y sin tapujos de su zona de confort y desafían valientemente el status quo, aprenden, comparten conocimiento, se transforman radicalmente o incluso hasta se reinventan.

7.  Estas empresas comienzan por crean centros de innovación (Corporate Innovation Centers) que agrupan a intreapreneurs con entrepreneurs para desarrollar e implementar think tanks que comiencen por cuestionárselo todo, entrenarse, incorporar frameworks de innovación como design thinking y digital transformation y actúan como grandes aceleradores del proceso de innovación de la firma.

Desde otra óptica, podríamos llamar esta revolución “La Séptima Extinción en Masa del Planeta Tierra”, solo que en este caso se van a extinguir miles sino millones de empresas que no supieron adaptarse a tiempo y en forma a este “mega tectonic shift”.

Sorprende sobretodo la falta de awareness y conocimiento sobre el tema en el liderazgo y los directorios de las corporaciones, la falta de sentido de urgencia y el imperativo de la continuidad del negocio bajo un modelo “business as usual”, con ejecutivos top funcionando y viendo el mundo de lo más relajados desde su zona de confort.

Esa falta de visión de futuro, de awareness, de consecuencia con los tiempos en que vivimos y de sentido de urgencia le está quitando valor a las empresas y dejando libre gran parte del territorio global a estos entrepreneurs, startups, unicorns, innovation hubs y network orchestrators, que entienden, respetan y hasta redactan las reglas de cómo funciona el mundo en estas primeras dos décadas del siglo XXI. Se mueven a gran velocidad, atraen talento disruptivo, y entienden y se mueven respetando las reglas de la Cuarta Revolución Industrial y por ende se insertan como protagonistas activos de la hiper-economía digital que está rigiendo al planeta.

52% de las empresas del Fortune 500 se han fusionado, han sido compradas o han quebrado desde el año 2000

¿Y qué pueden o deben hacer las empresas al respecto?

1.  Aceptar de una vez por todas que estamos ya en la Cuarta Revolución Industrial, en la nueva economía digital y que éstas pueden ser la mayor oportunidad de crecimiento exponencial para sus empresas o la más grande amenaza a la que se han enfrentado jamás.

2.  Buscar dentro de su empresa y fuera de ella, a profesionales y consultores que ya estén montados sobre estos hiper-tsunamis e incorporar este conocimiento en su ADN, tanto en las personas como en las políticas y estrategias corporativas.

3.  Desarrollar una hiper-cultura. El 80% de la valoración de estas empresas está basado en intangibles, fundamentalmente en culturas apasionantes, disruptivas y enfocadas en brindarle las mejores condiciones al talento para que se desarrolle, colabore y se nutra fomentando así que la innovación surja espontáneamente de cualquier parte de la empresa, reconociéndola públicamente y premiándola. Cómo generamos una hiper-cultura, que beba de la revolución digital, que camine a su ritmo y de preferencia más rápido, donde trabajar no solo sea agradable sino apasionante y finalmente, que esta cultura venga soportada por tecnología “cutting edge” tanto en el front como el backend.

4.  La Transformación Digital es 80% cultura y 20% tecnología y no al revés. No se trata solo de comprar más hardware y software. El verdadero reto consiste en transformar la cultura corporativa desde los niveles jerárquicos hasta la base de la pirámide empresarial para que cada persona “viva” esta cultura.

5.  Crecer inorgánicamente, buscar no inventar la rueda. El mejor atajo para saltarse etapas consiste en analizar qué startups son apetitosos o ya tienen un cierto nivel de desarrollo y aceptación e invertir en ellas rápidamente antes que sean atrasados por su competencia.

6.  Todos en la empresa, desde los directores a los gerentes y hasta el último empleado de la compañía deben entender a profundidad que hemos cambiado de era y que rigen nuevas reglas de juego, que generarán cambios radicales, profundos y hasta amenazantes en todo nuestro entorno y que o se adaptan muy rápidamente o entrarán en quiebra con la misma velocidad.

7.  Estas reglas de juego obligan a las empresas a cuestionárselo todo, incluso y sobretodo las bases más sólidas sobre las que se fundamenta su business model y que irónicamente, ha hecho por años exitosas a sus empresas, pues una de las mayores víctimas de esta revolución son los modelos de negocio que se quedaron anclados en un milenio que ya se fue.

8.  Que arrogancia + ignorancia = Irrelevancia. Es lo que sucede cuando uno expone estos temas ante directorios o gerencias cuyos éxitos previos los han hecho arrogantes (siempre preguntan ¿Por qué vamos a cambiar si hemos llegado hasta aquí exitosamente haciendo lo mismo por décadas?) y es que ignoran que a todo su alrededor está dándose la más grande revolución de la historia de la humanidad.

Se necesita transformar íntegramente a las empresas, primero para sobrevivir a los retos y la disrupciones que presenta la ultra competitiva economía digital del siglo XXI y luego, para que prosperen y aprovechen todos los beneficios que brinda esta nueva hiper-tecno-economía, y por qué no, disrupcionar sus propias industrias.

Como ya lo he mencionado en varios artículos previos, la mayor amenaza que enfrentan las empresas es un súper interesante concepto que acuñó hace algunos años el gran Brian Solis, que estudia el impacto de la innovación en los negocios y la sociedad y al que llama muy apropiadamente: “Darwinismo Digital”:

Un estado de falla del negocio donde la tecnología y la Sociedad avanzan más rápido que la capacidad de la empresa para adaptarse.

Pablo Bermúdez
Director | Hashtag
Twitter: @pablober | @hashtagpe
Facebook: http://fb.com/hashtagPE
LinkedIn: http://pe.linkedin.com/in/pablobermudezmogni
Website: http://www.hashtag.pe